Unos hábitos de vida sostenibles generan un aporte valioso para la conservación de nuestro planeta. Incorporar estas recomendaciones a tu rutina diaria ayudan a crear un mundo donde la sostenibilidad tiene cabida.

Las pequeñas acciones en nuestro día a día pueden significar un gran cambio para la sostenibilidad y la vida en nuestro planeta. 

A diario realizamos toda una serie de acciones que sin pensarlo y de forma casi automática, las damos como por óptimas. Pequeños cambios en dichas acciones predefinidas pueden suponer un gran aporte a la sostenibilidad.  

Te dejamos 5 claves que te ayudarán en tu vida a diaria a construir un mundo más sostenible. 

Sostenibilidad

5 acciones para aportar a la sostenibilidad  

1. Ilumina tus espacios con luces LED 

Una de las tecnologías que contribuyen al cuidado del planeta es la iluminación LED.  

Con las luces LED se llega a un ahorro energético del 85% frente a las formas tradicionales de alumbrado, lo que hace no sólo sea provechoso para el planeta si no para la economía. 

Una realidad es que su precio no es bajo, aun así, a futuro es una de las mejores elecciones por la que habrás optado. 

La luz LED no tiene mercurio, no emite rayos infrarrojos ni ultravioletas y reduce las emisiones de CO2.  

Es versátil ya que en el mercado se pueden encontrar con varios niveles de intensidad como de distribución, además no emite calor lo que hace que se una fuente de luz segura y durable. 

2. Separa los residuos 

El reciclaje es una de las grandes formas de aportar a la sostenibilidad del planeta, actualmente muchos objetos y productos no son de un sólo uso. 

Ser conscientes y descubrir que muchas de las cosas que desechamos tienen la capacidad de usadas más de una vez, es realmente importante. 

Separar los residuos que generamos en nuestras casas o en nuestro puesto de trabajo ayuda por un lado a controlar los desechos que generamos, a la vez que contribuimos a la eficiencia de los vertederos. 

De esta forma reducimos que se tengan que explotar recursos naturales vírgenes para generar materias primas y damos un respiro al planeta. 

3. Se consciente del consumo de agua 

El agua es nuestro recurso vital, es sinónimo de vida y en la actualidad podemos afirmar que cada vez se convierte en un recurso finito. 

El cambio climático ha hecho que las reservas potables de agua se reduzcan considerablemente, debemos ser objetivos con la realidad que estamos pasando y a que nos enfrentaremos de no cambiar hábitos. 

Hacer un consumo responsable del agua es una gran manera de aportar a la sostenibilidad del mundo, así que: 

  • Ten conciencia permanente del uso que haces del agua que consumes ¿es realmente necesario toda la cantidad de agua que uso? 
  • Limita tu tiempo en la ducha y no  estés más de lo realmente necesario. 
  • Cuida cuando abras un grifo, hagas uso de una manguera de agua, en ocasiones por afán pasamos por alto ese detalle de no cerrar las llaves de paso de agua. 
  • No permitas fugas de agua por mínima que sea, presta especial atención a los daños en tuberías y has las revisiones y reparaciones necesarias. 
  • Haz uso de electrodomésticos eficientes. 

4. Usa tu coche responsablemente 

Usar transportes convencionales como el automóvil o motocicletas se debe hacer de forma inteligente, evita acelerar bruscamente, por un lado evitara que sufras accidentes y de otro reducirás las emisiones de CO2. 

Comparte tu choche siempre que puedas, así optimizas el espacio de este y ayudas a que menos  coches transiten en las calles y emitan gases contaminantes. 

Ten en perspectiva cambiar tu coche a uno eléctrico, los principales concesionarios del mundo están trabajando arduamente en mejorar sus prototipos, además muchas ciudades están instalando puntos de recarga de baterías. 

5.Ten tu propio huerto  

Tener un huerto propio en tu casa es la manera más tangible de crear conciencia y responsabilidad con el medio ambiente. 

No importa el espacio que tengas, hay muchas plantas que se adaptan a espacios pequeños, un huerto en casa es la oportunidad de brindar un respiro al planeta a la vez que generas tu propia comida orgánica. 

Existen muchas formas de jardines urbanos, y que mejor que tener especias cultivadas por ti, por citar un ejemplo. 

¡Súmate! Y forma parte del cambio con cruceros sostenibles. 

(Visited 9 times, 1 visits today)